Redacción Opción

En un boletín de prensa el Colegio de Abogados de Pichincha, señala que ante la presencia de un sinnúmero de casos de COVID 19 detectados en las últimas horas en las distintas dependencias de la Función Judicial expresa su solidaridad con los abogados, fiscales, funcionarios judiciales y demás personas que se han contagiado ejerciendo su trabajo.

En virtud de lo cual, señalan,  Exigimos: “A la Corte Nacional de Justicia y al Consejo de la Judicatura, a que implementen de manera efectiva las medidas de bioseguridad, se realicen un testeo con pruebas rápidas y PCR, a todos sus funcionarios y se reorganicen todas sus dependencias para garantizar la salud de sus funcionarios y de los abogados en libre ejercicio que concurren a sus instalaciones a realizar diferentes actividades propias de su profesión”.

Que tomen las medidas necesarias para salvaguardar la integridad de los profesionales del derecho priorizando las audiencias telemáticas, dotando de medios tecnológicos adecuados que permitan llevar a cabo un trabajo efectivo, pues es evidente que existe un alto riesgo de contagio”.

En la misiva también exhortan al Ministerio de Finanzas, para que entregue el presupuesto necesario para la implementación de los equipos tecnológicos eficientes para el desarrollo de las audiencias telemáticas; y para que en las instituciones judiciales se realice un testeo a todos los funcionarios y determinar su condición de salud, a la par se dote de equipos de bioseguridad a cada uno de ellos, todo con la finalidad de enfrentar la pandemia.

Ángel Orna Peñafiel, Presidente Colegio de Abogados de Pichincha, quien firma el comunicado señalo que “es obligación de nuestro gremio el precautelar la salud de nuestros agremiados”.