Redacción Opción

David Rosero, Consejero del CPCCS, manifestó su profunda preocupación por la opacidad en el proceso de venta del Banco del Pacífico por parte del gobierno a través de la Corporación Financiera Nacional.

Rosero calificó de absurdas y lesivas al interés nacional las afirmaciones de Roberto Dunn, Presidente del Directorio de la CFN, expresadas en el documento que envió a la Veeduría Ciudadana acreditada por el Consejo de Participación Ciudadana, donde señalan textualmente: “las instituciones públicas, como la Corporación Financiera Nacional B.P., posee como atribución, la clasificación de la información que considere reservada y esta conservará tal carácter por el plazo de 15 años”.

Rosero señaló que es evidente que el presidente del directorio de la CFN ignora lo que dice la Constitución en su artículo 18 numeral 2, así como en el artículo 17 literales a) y b) de la Ley Orgánica de Transparencia y Acceso a la Información Pública, por lo tanto la resolución es absolutamente nula y violatoria de derechos, razón por la cual el Consejero exige al directorio de la CFN rectificar la equivocada resolución y entregue inmediatamente la información técnica requerida por la Veeduría Ciudadana acreditada para transparentar este proceso.

Rosero manifestó que activará todas las herramientas constitucionales y legales para que no se pretenda vulnerar un patrimonio del Estado en beneficio de oscuros intereses que pretenderían consolidar un oligopolio financiero.

“El Banco del Pacífico es un bien del pueblo ecuatoriano y una de las empresas que más recursos genera, por lo cual exigimos transparencia. Esta entidad financiera debe otorgar créditos a bajas tasas de interés para reactivar los pequeños y medianos negocios afectados por la pandemia.¨ señaló Rosero.

25 agosto 2020