Por Mariano Santos

Quiero expresar mi efusivo saludo y felicitación a todos quienes hacen el Periódico Opción, en especial a su director, Ramiro Vinueza, quien ha sabido conducir este importante medio de comunicación alternativo durante todos estos años en unos escenarios de complejidad social, que requerían la presencia de lo que es hoy, OPCIÓN, una realidad que expresa el sentir de las grandes mayorías, de los sectores populares, pero que también expresa las ideas de cambio y transformación por el cual transita nuestro Ecuador.

El 2001, cuando nació OPCIÓN, era un año de graves complicaciones para el Ecuador, pues veníamos de sufrir un tremendo asalto de los banqueros ecuatorianos y la consecuente reacción de la población para echar del poder a quien dirigió esa masacre económica del Ecuador, Jamil Mahuad, en cuyo gobierno Guillermo Lasso ocupó un alto puesto, al igual que otros banqueros,  responsables y grandes beneficiarios de la crisis y la desaparición de nuestra moneda, el SUCRE. Hoy Lasso, pretende alcanzar la primera magistratura para incrementar su fabulosa fortuna a costa de la explotación de los trabajadores y las masas, en un año en que gran parte de la población se debate entre la pobreza y la miseria.

La gran prensa burguesa, que se encarga de desinformar, trata de posicionar a ese adalid de la banca como uno de los potenciales ganadores de la primera vuelta. Otros periodistas de esa misma prensa corrupta, tratan igualmente de posicionar a Arauz como finalista, como el contradictor de Lasso, como un candidato que representa a la izquierda, a los sectores populares, cuando en realidad se trata del testaferro de Correa, que intenta lavar los dineros mal habidos de la banda que asaltó al Ecuador durante estos últimos años. OPCIÓN ya lo dijo en su momento y lo reitera ahora, se trata de dos candidatos, de dos expresiones de la misma burguesía, pero con diferentes matices, qué tienen un denominador común: la corrupción.

Si ayer, luego de su nacimiento, OPCIÓN jugó un rol destacado para informar realmente lo que estaba ocurriendo en el Ecuador con el saqueo bancario y las grandes movilizaciones populares, pasando por la expulsión del poder del “mejor amigo de los EEUU” Lucio Gutiérrez, también por la expulsión de la petrolera Oxy, las denuncias reiteradas de los asaltantes del siglo 21 con Correa a la cabeza de la banda, hoy día, juega igualmente un destacadísimo rol, para desnudar las mentiras y desinformación de esa prensa burguesa frente a los efectos de la pandemia y las acciones antinacionales del gobierno de Lenin Moreno y a la distorsión de la verdadera información en torno al proceso electoral en curso.

Para finalizar, quiero expresar mi congratulación por el honor que me cabe de ser uno de los colaboradores de este faro orientador, aspirando a que este medio patriótico, revolucionario continúe en la senda transformadora que el Ecuador y el mundo necesitan con urgencia

La lucha social en el Ecuador está ¡en marcha!

Quito, enero 26 de 2021